Tuesday, November 11, 2008

siniestro!



A las 14:30 de un once de noviembre, hace algo más de una década, cinco jóvenes rebeldes e imbéciles fueron sorprendidos por la vida con un exámen sorpresa. Ignorando sus nombres, pero al tanto de sus excesos, los sometió al más intenso cuestionamiento... Yo, soy una de los cinco, pero me niego a definirme como una sobreviviente... estabamos soberbiamente ciegos. Me sentía inmortal, invencible, un experto tahúr zurdo capaz de vencer a la muerte en cualquier lid...

Adicta a la adrenalida del acelerador, conducía y me dejaba conducir sobre la velocidad máxima... me excitaba subir un paso a desnivel a toda máquina y disfrutar la sensación de vacío que produce deslizarte por el aire antes de tocar el asfalto...

Hasta aquel día en que un trailer arrastró el automovil por la carretera. Cuando abrí los ojos todo era fierros recogidos, el carrito europeo se había hecho mierda... ¡Nosotros estábamos hechos mierda!

Atorada por el cinturón de seguridad no podía moverme. Al intentar levantarme sentí que todo estaba mal... Escupí a pedazos mis dientes en la saliva vuelta sangre... luego todos sos retazos de imágenes y sonidos confusos...

Hablo sólo por mi... ¡Soy una estúpida!

De aquello sólo me quedan un par de cicatrices en el cráneo, otra en la planta del pie... una permanente y dolorosa lesión en la espalda... y la constante incertidumbre... porque la muerte es la duda de los vivos, los que se van allí se quedán. No se preocupan más.

Qué parámetro establece quien se va y quien se queda... cómo se escoge quién continúa en el juego y quién retira su ficha sin chance a salvoconducto como en el monopolio...

Sinceramente no entiendo porque me sellaron el pasaporte y me dejaron salir de la aduana...

¿Me merecía la oportunidad?

Siento que los que allí se quedarón tenían más ganas, valor y cualidades... yo muchas veces me siento como un cadaver putrefacto que continúa buscando su mortaja...

la verdad necesito un brazo! y un abrazo!

8 comments:

andrea said...

tienes mis brazos y mas abrazos aunque sea a la distancia

Carlos Paredes Leví said...

Si tu destino es morir ahogada, no morirás en la horca.....

Determinismo puro.

Quizás debería leer algo de Isaac Bashevis Singer, quien pone de manifiesto cómo el destino decide nuestras existencias de un modo significativo e inapelable.

Un saludo.

Natyco said...

No solo un abrazo, todos los abrazos!! sabes q al margen de cualquier cosa y aunq pocas veces acierte contigo te quiero mucho.

Ma. Candela said...

andrea:
mmmm la distancia... esas a veces tambien me duele y me cuesta creer que es la tech lo que nos mantiene cerca... antes ni con bola de cristal!

Ma. Candela said...

Carlos:
Que susto cuando lei si tu destino es morir ahogada, brinque con un y usted como sabe!

ya luego comprendí

Hace mucho alguien analizando mis sueños me dijo que estos se debía a un temor interno de morir ahogada en alta mar arrastrada por la corriente...

El destino... allí un tema para dialograr con una botellita de limonchelo!

saludos paronoicos desde killcity!

Ma. Candela said...

NATYco:
mmmm mmmm mmmm mmm mmm ahorra para que me compres un postre, un huevito kinder o algo con chocolate porque me levanté temprano... me carga salir con frío y sin café en la badiguita...

oye y que soy ruleta rusa yo?

si yo tambié te quiero, cuando no me haces despertarme tan temprano solo para subirme a un bus... grrrrrrr

Natyco said...

Ok ok, ponga ud. fecha, lugar y hora se le invitara al postre de su eleccion!!
Dulce incontro esta bien??

Si cambia chocolates x bielas no hay problema!! ;)

Ma. Candela said...

Natyco
Llevame mejor a shojo el jueves toca una banda de gore ucraniana... jajajajajaja la musica es como el sexo inevitable!

Si dolce incontro esta bien si no podemos ir a trachear...

Y luego nos vamos al manantial por esas bielas!!!

:)