Monday, December 22, 2008

requiem por un culpable


cuanto horror habrá que ver
cuantos golpes recibir,
cuanta gente tendrá
que morir
nada que agradecer
dentro de nuestro vació
solo queda en pie el orgullo
por eso seguiremos de pie
mogollón de gente vive tristemente
y van a morir democráticamente
y yo, y yo, y yo no quiero callarme
la moral prohibe que nadie proteste
ellos dicen mierda nosotros amen


la polla records/Ellos dicen mierda nosotros amen


¡Qué pena que te hayas muerto León!
opiniøn escrita por Jenny Londoño López

tomada de Guayaquil Insumiso, porque ningún político nos representa

El día de hoy, 15 de diciembre de 2008, falleció el expresidente León Febres Cordero y en la mayoría de los medios de comunicación, el tema mereció amplio despliegue publicitario. Muchos periodistas se hicieron lenguas hablando de las mil y una maravillas de su fuerte personalidad, de sus hondas convicciones, de su pasión por la política, de sus excelencias como Alcalde de Guayaquil, y otras tantas perlas. Hasta hubo quien le deseara que fuese recibido en el seno de Dios, y fuera llevado a ese cielo con el que tanto sueñan los buenos cristianos. Y para completar esta imagen perversa, se decretaron tres días de duelo nacional y hemos visto al inefable Arzobispo Antonio Arregui, recibiendo a este "nuevo santo" en la Catedral de Guayaquil. Y no sería raro que en poco tiempo sea presentada una petición al Santo Padre de Roma para que este benemérito expresidente sea convertido en un beato más de la iconografía religiosa ecuatoriana, como algunos han pretendido hacer con el dictador Gabriel García Moreno.

Resulta paradójico que en nuestra tierra, tengamos esa extraña debilidad por lo muertos, que nos lleva a descubrirle o encontrarle alguna maravilla a personajes que pasaron por el mundo haciendo daño a diestra y siniestra. Pero en este caso, justamente en el caso de este "muerto", hay mucha tela que cortar, porque resulta que uno se pone a pensar: ¿Cuándo en este Ecuador nuestro, se dio tanto despliegue a las numerosas víctimas del gobierno intolerante y represivo de Febres Cordero? Me pregunto, y se me pone la carne de gallina, qué sentirán en estos momentos los familiares de esa maestra soñadora y rebelde, Consuelo Benavides, que un 4 de diciembre de 1985, fue detenida por miembros de la Fuerza Naval, para no aparecer viva? Qué sentirán al recordar la saña con que fue violada, torturada, asesinada y luego enterrada en el más oscuro y criminal silencio, que solo se rompió tres años después?

Me sigo preguntando y una ráfaga de hielo me recorre el cuerpo, llegando hasta el tuétano de mis huesos: ¿Que sentirá Clara Merino, que perdió a su hermano, a su cómplice de juegos infantiles, y de charlas amenas en la mesa familiar, a la hora de la cena? Que lo perdió de un momento a otro, sin que tuviera tiempo de procesarlo y entenderlo?

¿Cómo extrañarán todavía los padres del estudiante Fernando Aragón, de 21 años, quien en junio de 1986, fue asesinado por miembros del Escuadrón Volante CP1-SU114 de la policía? El homicidio ocurrió durante una manifestación en Quito, contra el alto costo de la vida. Aragón recibió un balazo en el cuerpo y en dos segundos se llevaron sus sueños de libertad. Y de igual modo, los padres, del estudiante guayaquileño Víctor Alvarado, de 22 años, quien recibió varios balazos de la policía, en 1988, en una manifestación contra el aumento de pasajes.

Y ¿Qué dirán los parientes de Fausto Basantes o de Arturo Jarrín que fue perseguido y detenido en Panamá y traído al Ecuador para ser asesinado aquí? Y los parientes de Edgar Frías, quien fue detenido en el Perú y encarcelado en el Ecuador y los del joven Juan Carlos Acosta, quien fue detenido por el SIC, el 29 de Agosto de 1985, a raíz del caso Isaías, y apareció muerto después por las torturas a las que había sido sometido?

Me pregunto, y siento un hormigueo en las entrañas, ¿qué estará sintiendo nuestro querido amigo Pedro Restrepo?, ese que nos dio una lección de tenacidad en la lucha contra la represión fascista de ese tristemente célebre gobierno? Ese que no solo perdió a sus dos amados hijos, sino también a su esposa? Y que aún hoy, después de largos años de lucha para conocer y descubrir las espantosas horas de tortura infringida a sus jóvenes hijos, y que terminaron con una muerte brutal y totalmente absurda, no sabe todavía en donde descansan los huesos de aquellos chicos inocentes y tiernos que recién se asomaban a la vida?

Es que duele en las entrañas saber que en nuestro país se ensalza a los asesinos, se protege a los corruptos, se deja escapar a los ladrones, pero no se dijo ni pío cuando tantas personas desaparecieron, y fueron torturadas durante el gobierno de Febres Cordero y después aparecieron muertas, unas; y otras, jamás fueron recuperadas, ni siquiera para que los padres pudieran darle sepultura en el seno de la tierra que tanto amaron.

Yo recuerdo todavía ese período de gobierno y no he olvidado el temor con el que caminábamos por la calle, sobre todo en las noches, cuando ese engendro que él creó: los Escuadrones volantes de la policía, salían a agredir a la gente, a detener jovencitas, estudiantes, y todo tipo de gente. ¿Cuántas historias de violaciones y maltratos fueron silenciadas, entonces, en las calles de Quito? Pero aunque todos y todas teníamos miedo salíamos a las marchas y protestábamos contra las exacciones de ese régimen, contra las penurias económicas que nos impuso, contra las violaciones a las leyes laborales y los despidos intempestivos, contra la prepotencia de un hombre que se creía el Rambo del Ecuador y cuyos gestos y expresiones reivindicaron las peores formas de machismo en nuestro país.

Cómo tragamos gases y bombas lacrimógenas. En cada marcha se iba un poco de vida y de salud con esa tremenda intoxicación producida por las acciones de una policía que se volvió artífice fundamental no solo de la represión sino también de la corrupción. En ese tiempo, surgió un grupo de policías de tránsito, que tenían armada una estrategia imparable para estafar a incautos. Conocí muy de cerca esa estrategia porque un amigo, hijo de un gran pintor, ya fallecido, la vivió en carne propia. Estos malos policías armaban un choque ficticio en las calles más céntricas de la ciudad, en horas de la noche y a la persona que habían chocado le levantaban un parte aparentemente normal. El señor se iba a su casa y ellos se llevaban el auto al cuartel de la policía. Al otro día el parte había sido cambiado en contra del señor chocado y el auto chocado era un auto muy caro. La víctima tenía entonces que pagar a estos policías para poder zafarse de la cárcel. Pero este amigo, que sabía que él no había chocado a nadie sino que lo habían chocado a él no quiso pagar por este chantaje y fue a dar a la cárcel, en donde no valieron abogados, ni papeleos, ni nada. Estuvo casi un año detenido, hasta que al cambiar el gobierno, le fue pedido al Presidente Rodrigo Borja su intervención y pudo este buen hombre que además era un gran médico, salir libre, pero indemne de tan espantosa experiencia.

Será que desde alguna estrella lejana, Martha Elena, la madre de los Restrepo, la madre destrozada, estará observando este loco mundo en el que los pájaros les disparan a las escopetas? ¿En el que los asesinos son llevados en andas por gente del mismo pueblo, que aguantó hambre y miseria por las políticas económicas neoliberales de este expresidente? ¿En el que un asesino es llevado a la Catedral para rendirle honores de santo?

Por haber vivido este horror, muchas personas sentimos una gran alegría cuando fue creada la Comisión de la Verdad, para investigar y sancionar a los culpables, pero con mucha pena vemos cómo cada día se alarga más y más el proceso y no pasa nada, y nadie dice nada, como si estuvieran esperando que se murieran los torturadores y los asesinos, para que ya no puedan ser sancionados, como en este lamentable caso. ¡Qué pena que te hayas muerto León Febres Cordero y que no hayas sido sancionado en vida por tus crímenes como te correspondía!

Los ciudadanos y ciudadanas que vivimos la tortura de ese gobierno represivo y brutal estamos esperando el desenlace de la investigación de la Comisión de la Verdad y queremos que sea presentada en el tiempo en que se planificó y esperamos y lo necesitamos, que haya sanciones, que los torturadores y asesinos paguen en la cárcel sus abusos.


Esa es la única justicia real que existe y la única en la que creemos.

------------------------------------------ hasta aquí la opiniøn de Jenny

Hoy, hace una semana falleciø este personaje público, quien por 8 años consecutivos también ocupø el silløn de Olmedo en el Palacio Municipal de Guayaquil.

Los días se han ido sumando al calendario y con ellos nuevos titulares ocupan las cápsulas informativas de los telediarios. Parece que nada hubiera ocurrido desde el frío rostro de los anchors de noticias.

¡Quién lo diría! Algo tan común como la muerte de un anciano enfermo se transformø en un reality show que cruzø las fronteras de este pequeño país petrolero. Incluso el sector informal aprovechø su muerte.

Vendieron agua, jugos, bebidas hidratantes, banderitas guayaquileñas y/o ecuatorianas, pañuelos blancos, flores, empanadas y todo tipo de recuerdos... cømo dice la voz del pueblo nadie sabe para quién trabaja... esa misma gente humilde y sin garantías laborales que tanto Febres - Cordero condenø e intentø sin éxito eliminar pudo llevar algo más a su mesa como efecto inmediato de su muerte.

Todo el alboroto provocado en las calles del centro guayaquileño por sus deudos, coidearios y fervorosos seguidores, la hipøcrita solidaridad de sus opositores políticos, el silencio cømplice de los medios de comunicaciøn en torno a sus abusos durante los tres inútiles días de luto nacional fue reemplazado por la ansiosa fiebre consumista de los últimos días de diciembre.

En la orilla de los blogs, como medios libres de informaciøn, encontré de todo. Desde un comentario oportuno y sincero a una acertada opiniøn en materia política sobre la impunidad o un análisis comparativo de algunos "líderes" latinoamericanos hasta mamarrachadas ilusas.

He participado en tercera persona durante todo este espectáculo histørico, porque aunque muchos reneguemos de él, este personaje será incluido en los libros de texto de nuestros hijos e hijas... de los ecuatorianos y ecuatorinas que están por venir...

Depende exclusivamente de nosotros que en esta ocasiøn "la verdad histórica" no sea modificada a conveniencia de pocos para el olvido de muchos.

Sus cuentas pendientes con el pueblo que defraudø con sus actitudes despøticas y acuerdos dolosos, luego de afirmar en mayo de 1984: "Juro, ecuatorianos, ante Dios y ante la Patria, que jamás os traicionaré", deben ser incluidas, enumeradas, analizadas y juzgadas; junto a sus logros irrevocables como edil.

Personalmente, recordaré a Febres - Cordero como un patán machista.

Un criminal de guantes blancos que se escondiø tras el poder del Estado que ingenuamente le otorgamos los ecuatorianos y ecuatorianas en respuesta a su promesa de pan, techo y empleo para crear estructuras de poder absolutistas para su único beneficio personal.

Un hombre que no se contuvo ante nada, pese a confesarse catølico practicante, resolviendo sus problemas a tiros, gritos, patadas e insultos... este criminal impune profesaba la fe de Pedro seguramente el día de su muerte temiø que sátiros, incubus y súcubos encendieran todas las velas del infierno para recibirlo con los más altos honores que un representante de la ignominia puede aspirar...

Probablemente hoy, el antønimo de su Dios que al mismo tiempo es sinønimo del Alfa y el Omega, debe decirle: "Y, mírame a los ojos cuando te hablo Leøn"...

Casi puedo oirlo decir dominado por el miedo: "Pegue patrøn, pegue"...

Pero como el infierno no existe, ¡la venganza será de los gusanos!




Y esto es sølo para ilustrar un poco el tema de los crímenes de estado ocurridos durante su mandato, porque aún hay muchos que padecen de amnesia, se hacen de la vista gorda y quieren tapar el sol con un dedo tratando de convertir a este cadaver en un santo patrono de la derecha que intenta resurguir como el fénix desde las cenizas de sus abusos e injusticias.




*Ellos dicen mierda nosotros amén. La Polla Records.
A los representantes de ese partido político los temas de la polla ¡les sientan tan bien!
** La foto de este post la tomé prestada de Cronicacero

16 comments:

Juan said...

Te traigo esta chacarera
que me viene a la memoria
la que canta nuestra historia
desgarrando el corazón

que levanta su bandera
por los desaparecidos
esta "chaca" no es olvido
no permite el "ya pasó"

Que sará lo que mastican
esos hombres memorables
que se dicen respetables
bajo trajes de algodón

sus sonrisas no convencen
tampoco sus alegatos
que se pierden en un rato
de la mano de su acción

ya camsado estoy de oirlos
que vivimos en democracia
no querrán que de las gracias
por lo humilde de su rol...

(estrofas de un tema de mi autoría "Chacarera del Presente"

Y si. Aqui en argentina nos sucede lo mismo con estos personajes que son defendidos por algunos y bien criticados por otros.
Aquí, personajes como Videla también participarán de las crónicas de tiempo en las clases de historia, pero bueno, espero como un recuerdo de epocas negras e improductivas para la nación.
Yo pongo el voto por la eliminación de estos seres de todo recuerdo, que es una forma de eliminarlos de todo tiempo.
Un abrazo...

Ludovico said...

te deje un comentario anterior. pero creo que a la opinion de la gente habla tildas de mamarracha, y lo que pienso, como iluso. El post que hice tiene relación directa a la visión del individuo aquel como lider, de algo que muchos odiamos. Hasta allí llego el post, y lo quería dejar así. Creo que no había mucha más cosas que decir.

Si te parece mamarracho, ok

Yitux said...

"le llaman democracia y no lo es...
le llaman democracia y no lo es..."


la mejor canción de la polla!! jajaj en vivo es mucho mejor http://www.youtube.com/watch?v=QkqybhMa2QU

sobre el muertito ya creo que dije todo lo que debía. Se fue el pez gordo pero aún quedan vivitos algunos pececillos por ahí.

Ojalá que la muerte de este hpta no detenga las investigaciones y los juicios pertinetes, pues tan culpable es el que da la orden, como el que la ejecuta, como el que los encubre!

PD: vas a volver famoso gyeinsumiso jajajja.... "...a menudo llueve"

Ma. Candela said...

Juan:
Estamos de acuerdo que es el pueblo quien construye su historia, mas la tarea de compilarla recae sobre un tercero, como en el caso de los Cronistas de Indias, entonces bajo su juicio subjetivo se valoran la importancia de los hechos y su pertinencia.

Así, asesinos como Pinochet o Videla son recordados entre aplausos por algunos como héroes patrióticos disculpando todas sus miserias y atrocidades.

Yo, en cambio creo que no deben ser olvidados... deben mantenerse presentes como ejemplo de ignomina. De esta forma los que vienen a tomar la posta jamás olvidarán lo que un hombre ciego de poder (incluyo allí a su círculo más intimo de abusadores) es capaz de hacer para imponer violentamente su imaginaro de normalidad.

Abrazo!

Ma. Candela said...

Yitux:
Ojalá la comisiøn de la verdad acelere el proceso y abra expedientes contra todos aquellos que tras el teløn autoritario del poder extirparon del suelo ecuatoriano toda una generaciøn de jøvenes contestarios que en las calles se manifestaban contra la inflaciøn, los abusos policiales y el silencio cømplice de aquellos que por mantener su status quo miraban para otro lado...

Tampoco vamos a negar que por las calles de esta ciudad o de Ecuador caminan hoy hijos ilegítimos con los genes de buena familia que impunemente violaron a más de una mujer... casos como el bronco rojo es sølo un ejemplo...

salud!

Ma. Candela said...

Ludovico:
En la dictadura de la democracia está permitido discrepar y expresar con argumentos mi opiniøn.

Me parece cuestionable, desde mi punto de vista, que un ecuatoriano que impunemente daba bala en el Congreso Nacional, quien alcoholizado se presentaba a las sesiones plenarias o que utilizaba a sus guardaespaldas para amedrentar a las personas que no compartieran su credo sea considerado un modelo de conducta a seguir.

Aún más que a manera de chanza los aspectos negativos de su personalidad se transformen en el patrøn heróico de representativa masculinidad...

Por tomar a la ligera a cuanto criminal, corrupto, abusador es que estamos como estamos. Escogiendo siempre el mal menor, conformándonos con el menos malo... no importa si con cada uno de sus atracos va aniquilando las oportunidades de los ecuatorianos y ecuatorianas de salir adelante, mientras conservemos nuestros cømodos privilegios... que se jodan los demás!

A mi nada me obliga a comulgar ni con Dios ni con el Diablo... tan asesino es quien tiene un muerto, dos, tres o un milløn... así tenga mucho glam, charm o porn debe responder por su crimen!

Es un principio de justicia con las familias de las víctimas que aparecieron en sanjas y con las familias de quienes aún no se encuentran ni sus huesos...

lMe sorprende que usted un abogado de los tribunales de la República del Ecuador emita juicios tan inconsecuentes...

Y sí, inconsecuente es uno de los sinønimos de la palabra mamarracho!

Medite sus palabras antes de lanzarlas al ciberespacio usted no sabe si entre sus lectores se encuentra algún integrante de aquellas familias víctimas de esos silenciosos e impunes Crímenes de Estado.

Ma. Candela said...

fe de erratas: debe decir zanjas y no sanjas, me disculpo por el error.

No tengo registro de ningún comentario previo al publicado aquí.

En ningún momento su opiniøn fue descalificada porque como en toda democracia usted tiene un justo derecho a la réplica.

Anonymous said...

me rio de la "democracia representativa" más no de la participativa...

Hace rato lo habia dicho... más peligrosos que el enemigo son los disque amigos que no tienen más visión que la de sus propios intereses de clase...

Bautista Cienfuegos

Ma. Candela said...

Bautista Cienfuegos:
Los actos de los individuos deben estar a la par de sus opiniones políticas. No puedes afirmar un día que estás allí para jugártela por la gente para luego tranzar con el villano.

Hay que ser consecuente de palabra y obra.

Tenía razøn.

Tiene razøn hay unos que se empeñan en atornillar para otro lado y son incapaces de establecer con la mentre fría la causa del problema, mientras seducidos por el brillo del oro se alejan por las ramas...

El más enérgico repudio a los criminales, cømplices y encubridores!

Apuntamos a lo mismo, debo reconocer que las discrepancias enriquecen el debate... siempre es un gusto que comparta su opiniøn en este callejøn.

salud y libertad!

Ludovico said...

No te preocupes Cande. Mi familia es víctima de crímenes de Estado. Yo ya perdí demasiada gente por tres dictaduras latinas como para saber como se siente tener un desaparecido o exiliado en casa. Como abogado, mis palabras en ese post están bien meditadas, y si le tomas como una hagiografía del ingeniero, estás muy equivocada. Tomala como semblanza.

Y sí, criminal de Estado, si lo fue. Pero self made man, también. No hay que anular la objetividad. Es como decía el ingeniero, que todo personaje de izquierda era un potencial subversivo. Es la misma falacia de argumentación que crea niebla en el análisis.

Anonymous said...

Mi estimada no se desgaste exponiendo su punto de vista.

Considere a Ludovico como paja verde, ningún argumento que usted pueda precisar hará que este jóven naif razone. En ese cogote no hay material para un cuadro sobresaliente.

Como muchos sobrevive entre los excesos de su clase condenando la corrupción pero negandose a pagar su contribución cívica. Cuando la oportunidad se presente olvidara que la ley es para todos.


No dude que por proteger sus comodidades gente como él la señalaría como viciosa, conspiradora vende patria y la entregaría sin escrúpulo a las fuerzas del orden. Lo insinúa ya al poner en boca del muerto de mierda una frase que jamás escuché, quizás la dijo el cachorro.

Con aprecio desde los madriles

Lauro

pd: la mejor de la polla HIPOCRITAS

Bélica said...

Al fin alguien se digno en decir las cosas como son, sin medias tintas.

Tan cosa buena que he leído sobre él, me estaba haciendo creer que crecí en un Ecuador paralelo.

Ma. Candela said...

Bélica:
Parece ser que en nuestro país no hay un muerto malo... según este caso cuando un asesino muere el olvido cubre sus culpas y los demonios se transforman en apacibles santos!

Pitonizza said...

He sido tan gris. Me doy asco. Linkearé este valiente y oportuno post junto con rel de Cronista. Pitonizza perdióla habilidad deesctribir con la inusitada popularidad.

Víctor said...

Esa foto de León está verdaderamente iincreiiible ¿de donde la sacaste? seguramente es cuando según la historia el servicio secreto Norteamericano le regaló una pistola especial, la cual según se, hasta sus últimos días usó siempre debajo de la guayabera al salir a la calle, que bestia... gracias por regalarnos esa bella foto Ma. Candela a todos los admiradores de León.

Te extrañamos demasiado señor presidente.

¡HASTA SIEMPRE REY LEON!

Víctor.

Esteban said...

Me gusta tu espacio, recién lo estoy conociendo. Gracias. Una pregunta sobre "requiem por un culpable" de L. Febres. Me gustaría ver si esa misma foto que usas existe más amplia o sea ve a más de la gente que está con él. Soy realizador audiovisual y me interesa encontrar más fotos del tema y periodo.